Compartir

“Esto tiene que ver con un genocidio, un desprecio y una discriminación hacia las personas con discapacidad”, alertó uno de los afectados por el recorte del gobierno en las pensiones para discapacitados, en el marco del acampe y ayuno de tres días que llevaron adelante hasta el sábado frente al Congreso.

Héctor es discapacitado y es uno de los afectados por el recorte que está llevando a cabo el gobierno en las pensiones de las personas que sufren discapacidad.

Junto con otras de las víctimas realizaron un acampe y un ayuno de tres días frente a la plaza del Congreso para reclamar por sus derechos.

En comunicación con Radio Caput alertó que existe por parte del gobierno una actitud de “desprecio y discriminación hacia las personas con discapacidad”, y agregó que han provocado un “genocidio”.

“Están paradas 150 mil pensiones que ya fueron aprobadas. Esas pensiones aprobadas ya llevan muertas 120 personas que no pudieron recibir un tratamiento. Estas pensiones no contributivas no son para una persona que va a comprar lebacs, son personas donde su vida depende de esas pensiones. Por eso digo que es un genocidio”, remarcó Héctor en diálogo con Caput.

Otro de los reclamos tiene que ver con los sueldos que cobran las personas con discapacidad en los “talleres protegidos”: “El promedio de sueldo de una persona que trabaja en un taller protegido de cuatro a seis horas es de 1050 pesos por mes. Sin cobertura médica, no tiene obra social, ni seguro de vida y mucho menos aportes”, advirtió Héctor.

Pasó en Caput. #SiberiaEnCaput (Lun a Vie 12 hs).