Compartir

Es un partido de derecha que no solo ha tenido un avance cuantitativo, con un poquito más que el 40 por ciento de los votos, sino que hay una avance cualitativo en la derechización de nuestra sociedad. Después de haber visto el debate con tres representaciones de distintas versiones de la derecha y la confluencia de este caudal electoral de Gomez Centurion y Espert hacia Macri está hablando de un hecho histórico que lejos de preocuparnos, nos tiene que advertir sobre un futuro que no es con 20 puntos de diferencia”, expresó la socióloga, Paula Canelo, analizando el resultado de las elecciones.

Respecto de la imagen donde se representa la tendencia de votos en las distintas provincias, Canelo aseguró: “Lo que vemos en el mapa representa la profunda escisión que hay entre las zonas más ricas y las más pobres del país, quienes están votando a Juntos por el Cambio es toda la franja de Córdoba y Santa Fe: la parte socioeconomía más privilegiada de nuestro país”, aunque resaltó: “Hay un voto estructural pero más allá de eso, con este voto más de clase a Juntos por el Cambio no le hubiese alcanzado. Han logrado atravesar el sentido común de gran parte de nuestra sociedad, han permitido este vuelco de votantes de Gómez Centurión y Espert pero también de Roberto Lavagna, lo que podríamos decir un centro. Esta derecha logra convocar el voto de electores que creíamos no eran tradicionalmente de derecha. Es un dato interesante para pensar estrategia políticas para el futuro, porque no hay nada más peligroso que estar muy confiado en política”.

Asimismo, Canelo remarcó que “habernos dado cuenta en este momento de que efectivamente esta es la voluntad de gran parte de la sociedad tiene que hacernos pensar que necesitamos esforzarnos más que nunca para lograr convocar esas adhesiones. Esto es lo que propuso Alberto desde el principio, esta oportunidad de empezar a construir política forjando acuerdo”. “El aumento de la participación, también fue casi netamente a Juntos por el Cambio, y al mismo tiempo se optó por dejar de votar a las versiones minoritarias de la oferta electoral para pasar a ellos. Hay un elemento que es el antiperonismo y esta idea de que esta elección ha funcionado más bien como un balotaje, cuando las preferencias de los votante se cortan en un polo opositor”, aseguró.

Respecto de quien tomara el lugar de líder de la oposición, Canelo afirmó que aún “está por definirse. Me parece que el triunfo de Rodriguez Larreta tan contundente, con una diferencia de 20 puntos a pesar de que Lammens fue un buen candidato, lo posiciona como uno de lo principales líderes a futuro. Maria Eugenia Vidal aparece como una de las grandes perdedoras de la jornada, creo que no rompió a tiempo con Macri y fue una de la carreras políticas que se encargó de destruir. A Macri se le notaba el alivio ayer a la noche, y responde a que se da cuenta que ha dejado las cosas listas por una posterior vuelta, porque a pesar del desastre económico, ha dejado la situación como terreno fértil para poder volver pronto para ejercer una oposición. El juego institucional va a ser uno de los espacios de oposición concreta de Macri. El liderazgo está pendiente todavía”.

El radicalismo sólo conservará el peso que tiene en los territorios concretos, como Córdoba, pero creo que le ofreció a Cambiemos algo que no tenía: toda la base territorial que la UCR siempre cuidó tanto. A lo largo de este gobierno, Cambiemos ha comenzado a construir una base territorial que el permite prescindir de la UCR”, cerró Canelo.

Pasó en Caput #LaRectaFinal