Verónica Ientile detalló aspectos del Encuentro de Mujeres Indígenas y Derechos Humanos que se realizará el martes 20 de septiembre y destacó la importancia que se efectivicen los derechos sexuales, reproductivos y no reproductivos de las mujeres indígenas de todo el país para que sean considerados como derechos humanos fundamentales por el Estado.

En Lugares Comunes Elizabet Vega Gron y Javier Corcuera dialogaron con Verónica Ientile, abogada, docente, especialista en derecho constitucional y derechos humanos.

Ientile contó acerca del Encuentro de Mujeres Indígenas y Derechos Humanos, que se realizará el próximo martes 20 de septiembre a las 18 horas, con la presencia de distintas oradoras especialistas en la materia y representantes de pueblos originarios, será con entrada libre y se llevara a cabo el Centro Municipal de Arte en la ciudad de Avellaneda, ubicado en San Martin 797 con el apoyo Secretaría de Derechos Humanos del Municipio de Avellaneda a cargo de Claudio Yacoy que funciona en un antiguo centro de detención llamado «El Infierno». 

«Se trata de un encuentro que organizamos junto Mónica Menini del grupo de Católicas por el derecho a decidir y mujeres que representan a pueblos indígenas y salud. María Miranda comunicadora Guaraní, Nancy López de los pueblos Wichis y de una compañera politóloga en representación de los pueblos indígenas que habitan en Los Toldos» relató.

«Debatiremos sobre los derechos sexuales, reproductivos y no reproductivos vistos como derechos humanos fundamentales. La consideración de estos derechos ya fue reconocida por el Estado argentino, por lo que está obligado a efectivizar mediante políticas públicas y hacerlos accesibles» recalcó Verónica Ientile. «Vamos a debatir, visibilizar e informar, porque la desinformación es un modo de violar nuestros derechos a la que estamos siendo sometidas», aclaró.  

La especialista en derechos humanos, a su vez, recordó que en septiembre es el Día de la Mujer Indígena, en conmemoración al cruel asesinato de Bartolina Sisa, la heroína aymara que fue «atada a un caballo» por luchar contra el imperio español. 

Pasó en Caput. Lugares Comunes