Compartir

María Rachid, directora del Instituto contra la Discriminación de la Ciudad de Buenos Aires, dialogó con La García Radio sobre la violenta detención de varias mujeres tras la manifestación del #8M.

“Fue una detención sumamente arbitraria. Las buscaron y las fueron agarrando como en una cacería“.

“Las chicas no sólo no participaron de lo que pasó en la catedral, sino que algunas ni siquiera sabían qué había pasado”.

“Las detenciones fueron dos horas después de los incidentes en la catedral”.

Hace muchos años que no me pasa de tener que estar hasta las 10 de la mañana en una comisaría porque ningún funcionario reacciona ante un claro caso de detención arbitraria”.

MEJOR MINUTO

Pasó en Caput.