Compartir

El dirigente de la Unión Industrial Argentina (UIA) Jóse Urtubey, adelantó que “gran parte del sector industrial no puede pagar el bono de 5 mil pesos”. “El gobierno de Macri se puso en una línea anti industrial, me remito a las pruebas”, afirmó.

¿Con qué expectativas ves este acuerdo que puede haber del posible gobierno de Alberto con la Unión Industrial y la CGT para atender el hambre en la Argentina?

“Sin dudas, me parece que lo más importante de esto es que hay una conciencia de la necesidad de un diálogo tripartito genuino. Con un objetivo concreto de impulsar también políticas de desarrollo. Vos fijate que se habla entre ayer y hoy de este bono para los trabajadores, pero en la mesa no está el sector productivo. Acá el diálogo tiene que ser concreto, compartido y entendiendo realmente cual es la situación: el 80 por ciento de las PYMES están en una situación de inanición. Es decir que gran parte del sector industrial no puede pagar el bono de 5 mil pesos.

¿Qué posición van a a tomar en caso de que el gobierno decida avanzar con que se dé ese bono?

“Yo creo que eso depende de cada sector. Vos pensá una PYME en la ciudad de Metán (Salta). No es lo mismo lo que pasa en la realidad de la Ciudad de Buenos Aires. Realmente algunas están a un paso de cerrar, habrá que ver los márgenes, o eventualmente qué compensaciones se pueden dar. Por eso es importante entender que la mesa hay que completarla”, afirmó el dirigente de la UIA.

¿Tenes más expectativas puestas en esta mesa que empieza a integrar algún costado de la CGT, con Alberto Fernández, que en lo que puede llegar a prometer el gobierno?

“Yo las expectativas que tengo es que acá haya una conciencia colectiva entre todos de ir a un diálogo real, social, económico. Tampoco lo excluyo al gobierno, no excluyo a nadie. A la Argentina la vamos a sacar entre todos o no la va a sacar nadie”.

¿Por qué no se pudo dar durante el gobierno de Mauricio Macri este diálogo que estás proponiendo?

“Yo creo que el gobierno de Macri se puso en una línea anti industrial, me remito a las pruebas. Desde el principio vengo diciendo que esto iba a terminar así”, aseguró.

¿Macri se equivocó o vino a hacer esto?

“Yo no creo en la mala fe de las personas necesariamente. Sí creo que hubo un mal diagnóstico y una política económica, a mi juicio, equivocada”, explicó.

Si no hay industria en un país que va en contra de sus políticas industriales, ¿cómo le da trabajo a la población?

Exactamente. Primero tenemos que entrar en cierto nivel de desarrollo. Los países que están volcándose más a los servicios ya tienen un nivel avanzado de desarrollo.

¿Creés que el próximo gobierno, sea quien sea, tiene que encarar alguna suerte de reforma laboral, o actualización de estatutos o de convenios?

Yo creo que hay que enfocar todo a lo que es política de desarrollo. Dentro de ese concepto integral, creo que hay que atar principios de productividad. Obviamente eficientizarse, capacitarse. En eso tienen que estar incluidos los convenios colectivos, hay un montón de cosas para hacer.

¿Qué esperar de estos últimos meses de gobierno de Macri?

“Mi única expectativa es que se contenga la situación, porque es una situación muy frágil, muy delicada, que hay que contenerla para que esto no termine peor. Me parece que la Ley de Emergencia Alimentaria es necesaria, porque hoy hay un palpable malestar social, pero por hambre sobre todo”.

Pasó en Caput #ReportaCaput