Compartir

Un informe de la Correpi (Coordinadora Contra la Represión Policial e Institucional) reveló que en 1.110 días del gobierno de Mauricio Macri, el aparato represivo del Estado asesinó a 1.206 personas. “Nunca hubo algo peor desde la vuelta de la democracia”, afirmó María del Carmen Verdú, referente de la organización, en diálogo con Fernando Alonso.

Si bien los números son alarmantes, Verdú aclaró que el informe definitivo del 2018 recién será presentado el 15 de marzo, ya que todavía están recibiendo información de más asesinatos por parte de las fuerzas de seguridad ocurridos durante el año pasado.

“Desde hace casi 30 años no le hemos dejado pasar un solo hecho represivo a ningún gobierno. Si nosotros te decimos que estos son los peores, creenos”, señaló Verdú, quien resaltó que durante los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner el promedio fue de un asesinato cada 28 horas, mientras que ahora es de uno cada 22.

Pasó en Caput.