Compartir

El ex ministro de Salud Daniel Gollán alertó sobre la aparición de casos autóctonos de sarampión y el crecimiento de enfermedades como la sífilis y la tuberculosis: “ El secretario de Salud está absolutamente dibujado, aparecen con un comunicado advirtiendo que hay que vacunar pero seguimos teniendo problemas: vamos a los Centros de vacunación y faltan las dosis, faltan las heladeras para conservarlas, faltan las vacunadoras.  Son ahorros que cuestan vidas y que además está comprobado que después cuesta más”.

“Esta situación nos preocupa a todos los que nos dedicamos al sanitarismo”, aseguró Gollan, y continuó: “Vemos la destrucción que se ha hecho de un programa de vacunación que era modelo en el mundo, exitoso, con 19 vacunas y una cobertura de más del 93 por ciento. Y ahora tenemos porcentajes por debajo del 90 por ciento en el promedio nacional, hay grupos poblacionales de riesgo donde no llegan al 60 por ciento. Es ahí donde se puede desencadenar el brote y la epidemia. Estamos al filo del precipicio, y no sabemos qué hacer porque no hay ninguna reacción del gobierno”.

Para ejemplificar sobre los costos que ahorra un buen plan de vacunas, Gollán relató: “El lecto virus, con una tasa de mortalidad de 23 chicos por año, en términos porcentuales no es un gran número, pero esa vacuna te evita 140 mil internaciones por año. Entonces ¿cuánto gastó realmente?. Esto demuestra que la vacuna es ganancia en términos de costo-efectividad”.

“El virus de sarampión estaba desterrado, hacía 20 años que teníamos solo casos aislados de personas que se enfermaban afuera pero no había circulación”, explicó el médico sanitarista sobre la aparición de tres casos en Ciudad y provincia de Buenos Aires, y agregó: “En estos últimos dos años y medio hemos tenido circulación controlada, lo que quiere decir que no se expandió pero que se contagio dentro del país. Se hicieron los bloqueos necesarios, en esto las municipalidades han trabajado muy bien bloqueando los casos, viendo de donde podía haberse contagiado y todos los posibles contactos. Esto es sintomático, porque no teníamos estos casos, y ahora cada vez tenemos más. Puede contagiarse una de esas poblaciones donde hay pocos chicos vacunados y ahí se produce un brote”.

En diálogo con Fernando Alonso, se refirió a otras enfermedades que también han aumentado su número de casos en los últimos años y resaltó: “Hay un diez por ciento de crecimiento de casos anuales de tuberculosis y un aumento del 400 por ciento en casos de sífilis. No se entregaron más preservativos, se retiraron todos los equipos que hacían prevención de enfermedades de transmisión sexual”. ”Volviendo a lo anterior, el preservativo al Estado le vale chirolas, pero el tratamiento de un paciente durante todo el tiempo que hay que ponerle penicilina y la atención, no. Estamos frente el gobierno más indolente e irresponsable en cuanto a su cargo como funcionarios públicos, no les importa nada”, cerró Gollán.

Pasó en Caput #ReportaCaput