El legislador de la ciudad de Buenos Aires afirmó que las audiencias públicas por la rezonificación de Costa Salguero y Punta Carrasco «son históricas» porque nunca «tantos ciudadanos y ciudadanas opinaron sobre un proyecto urbanístico».

La Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) advirtió la peligrosidad del proyecto «Distrito joven» del gobierno porteño teniendo en cuenta la cercanía a Aeroparque de las torres que pretenden construir. Por eso el legislador Juan Manuel Valdés remarcó la importancia de ese pronunciamiento y recordó que «una ciudad que tuvo la tragedia de LAPA no puede jugar con estos proyectos«.

La tercera jornada de la audiencia pública por la rezonificación de Costa Salguero y Punta Carrasco, en la Costanera Norte, comenzó este mediodía y el lunes pasado se escuchó el reclamo unánime de vecinosarquitectas, gremialistas y ambientalistas para que el Gobierno porteño no avance. Valdés calificó estas jornadas como históricas, porque ya pasaron unos 300 expositores, y aseguró que va a ser un antes y un después en la participación ciudadana porque nunca en la historia tantos ciudadanos y ciudadanas opinaran sobre un proyecto urbanístico.

En conversación con Fernando Alonso, Valdés afirmó que está en juego el futuro de la costa, algo que siempre fue legado a los vecinos y vecinas de la ciudad, ya que nos quisieron convencer de que el desarrollo comunitario iba atado al desarrollo inmobiliario.

Sobre el proyecto explicó la justicia les puso un límite, la ciudadanía reaccionó y la gente de Aviación Civil dictaminó lo que se sabía. También dijo que hay que tener en cuenta que se está ampliando en un 50 por ciento la capacidad operativa de Aeroparque.

Por otro lado, el dirigente sostuvo que hay un sesgo de parte de muchos medios de comunicación y un acompañamiento a la gestión de la Ciudad, y detalló que «el gobierno porteño gasta por habitante en pauta publicitaria más que el Estado nacional en todas las provincias sumadas».

Por último Juan Manuel Valdés dijo que el proyecto tiene mucha debilidad, por la resistencia ciudadana y por el dictamen técnico de la Administración de Aviación Civil que tiene que autorizar a los constructores a trazar el edificio, por lo que «van a tener que repensar el proyecto».

Pasó en Caput #ReportaCaput