La abogada Graciana Peñafort analizó la reforma judicial y la oposición social y política con respecto al proyecto.

Graciana Peñafort expresó su expectativa por el tratamiento del proyecto de reforma judicial en el Congreso y remarcó que «el gobierno fue claro en que está dispuesto a aceptar modificaciones”.

En diálogo con Edgardo Mocca, evaluó que tras las manifestaciones de ayer en contra de la iniciativa ve “con poca voluntad» el diálogo y la negociación por parte de la oposición.

La abogada consideró que esas expresiones «priorizan lo estigmatizado» como la idea de que es un proyecto que busca la impunidad, y que también buscan «defender una estructura de relaciones entre el poder judicial y el económico«, que resulta muy conveniente a ambos sectores.

Con respecto a la concepción social del Poder Judicial, Graciana subrayó que «es un poder que no se presenta con claridad para la sociedad», sino que tiene que ver con la presentación que hacen los medios de comunicación cuyo objetivo es estar contra la reforma.

En conclusión la abogada explicó que hay una sensación de «dar por sentado que la injusticia es la regla», y debido a eso se establece una construcción de sentido que naturaliza la injusticia, que «sumado al blindaje mediático hace que la sociedad no lo sienta importante«.

Para finalizar, Peñafort reflexionó sobre la pospandemia y sostuvo que «tenemos un desafío muy importante como sociedad» y ese desafío es que «no volvamos al mundo desigual que construimos durante tantos años«, ya que puede ser una oportunidad para que «todo el mundo tenga acceso a los mejores derechos que le podamos ofrecer como sociedad».

Pasó en Caput #CaféMocca