El escritor y presidente del Concejo Deliberante de Hurlingham afirmó que la estigmatización del conurbano tiene que ver con la «histórica desigualdad de recursos» entre la ciudad y la provincia.

El escritor y militante Damián Selci advirtió que la caracterización que hizo uno de los secretarios de reacción del diario La Nación, Pablo Sirvén, al referirse al Conurbano bonaerense como un lugar «africanizado» e «inviable» es una estrategia de la derecha.

En diálogo con Sandra Russo y Sergio Wischñevsky, Selci aseguró que la cuestión de fondo de la polémica generada es la «histórica desigualdad de recursos entre la ciudad de Buenos Aires y la provincia que solo ahora empieza a ser parte del discurso público» tras la decisión del gobierno nacional de devolver un punto de coparticipación al gobierno bonaerense.

El presidente del Concejo Deliberante de Hurlingham afirmó que «todo aquello que no se subordina a lo que la derecha quiere va a ser atacado y estigmatizado» y planteó, tal como lo hace en su libro «La organización permanente» que lo mas importante es que «nosotros tratemos de salir de la posición defensiva».

Selci sostuvo que en la actualidad la gran visión de los movimientos populares en América Latina ante el avance de la derecha «es de defensa de lo que hay» y puso el foco en que «no tenemos muy claro qué queremos hacer si tuviéramos una correlación de fuerza favorable». También dijo: «Supongamos que tuviéramos muchismo poder, qué haríamos?» y reafirmó que «eso no lo tenemos claro, no está planteado como una especie de sentido común militante».

Además, puso como ejemplo al movimiento feminista que «no procede en relación a garantizar derechos sino a conquistar» y sostuvo que lo q vale para el movimiento feminista parece que no valiera para la política y remarcó la importancia de buscar ganar, «y cuando ganás, entonces negociás».

Por otra parte, señaló que la militancia «demanda mucho» y la respuesta de «adónde vamos?» no está clara: «queremos la felicidad del Pueblo y la grandeza de la patria, pero eso qué es?». Por ese motivo, destacó la convocatoria que hizo Cristina Fernández en el último tiempo de su gobierno a un «empoderamiento» de la gente, como una forma de salir del reclamo a quien gobierna, y opinó que esa relación con el pueblo es novedosa porque «todos tenemos que militar en política» y la política tiene que ser «formación de cuadros».

Pasó en Caput #Mitologías