El senador nacional del Frente de Todos, Jorge Taiana, analizó -en la segunda parte de esta entrevista– al bloque regional del Mercosur y la posibilidad de entablar relaciones económicas con Corea del Sur. “Es insensato cerrar cualquier negociación cuando nadie sabe cuando se sale de la pandemia ni con qué mundo se sale», afirmó.

El excanciller Jorge Taiana desmenuzó la discusión en torno a las negociaciones con Corea del Sur y el impacto en las relaciones regionales de ese acuerdo: “En Brasil siempre hubo un sector del poder económico que tuvo un comercio con países desarrollados, más tradicionalmente aperturista. El ministro de economía de Bolsonaro expresa esa política, un hombre de la escuela de Chicago, que aboga por la apertura total. Dada la debilidad de Bolsonaro, que se va quedando solo, enfrentado con el parlamento y el ejército, hay un interés en apoyar estas negociaciones y trata de llevar a Argentina como chancho para el chiquero. Ahí es donde Argentina resiste”. 

La problemática con este acuerdo, explicó Taiana, va “mas allá de la negociación en sí, es insensato cerrar cualquier negociación en momentos en que nadie sabe cuándo se sale de la pandemia, ni con qué mundo se sale. Vamos a salir a un mundo con una enorme recesión. El PBI va a caer en todo el mundo: en Argentina, si cae sólo el 6 por ciento, tenemos que estar contentos”. 

Además, el senador expresó: “Ni siquiera sabemos qué va a pasar. Va a haber una superproducción y una especie de remate de bienes para entregarles a los países de menor desarrollo que no producen. Abrir la economía es una tontería, ahora hay que mirar qué pasa, protegerse del tsunami y una vez que baje la oleada ver qué queda y ver cómo nos acomodamos”. 

Respecto del clima político en Brasil, Taiana recordó que “si antes de la mitad del mandato el presidente sale por cualquier razón, hay que convocar a elecciones. Y nadie sabe cómo convocar a elecciones en medio de una pandemia. Nadie quiere empujar mas allá de cierto límite hoy a Bolsonaro, quieren aislarlo y tratar de que cambie la política hacia el coronavirus, pero el sistema político no quiere entrar en el vendaval del impeachment”. Después de lo sucedido con la expresidenta Dilma Rousseff, “el desprestigio del sistema político y legislativo de Brasil es tan alto que no los encuentra muy entusiasmados”, afirmó. 

Moro hoy se espanta de lo que dice Bolsonaro, pero es el que logró que metieran preso a Lula. Ahora se aparta de él, pero es en realidad el doctor Frankenstein, él creó al monstruo”, aseguró Taiana sobre el distanciamiento del exministro de Justicia brasileño. Remarcó además que “Bolsonaro tiene un apoyo significativo del sector agrícola, del sector evangélico y de toda una derecha fortalecida. Incluso hay un grupo grande que lo apoya que es terraplanista, y con ese tipo de grupos es difícil el diálogo”, concluyó.

Pasó en Caput #ReportaCaput