Compartir

Las y los trabajadores del subte realizan un paro entre las 20 y 00 en protesta al material cancerígeno presente en los trenes que el gobierno de la ciudad le compró a EspañaBeto Pianelli, secretario general de los metrodelegados, resaltó que no han tenido “ninguna respuesta por la parte de las autoridades”.

Para Pianelli, desde Metrovías quieren “evadirse” de la responsabilidad de haber traído vagones con un mineral (el asbesto) prohibido mundialmente hace más de 20 años por la OIT.

En España, “estos trenes los usaban para probar explosivos”, explicó, y comentó que los pagaron “550 mil dólares cada uno, cuando salen un millón”.

“Queremos que se haga el estudio a todos los trabajadores que estuvieron en contacto con estos materiales”, remarcó en diálogo con Cynthia García.

Pasó en Caput. #LaGarcíaRadio (lun a vie 16hs)