El abogado de Julio De Vido, Maximiliano Rusconi, señaló que el caso del ex ministro de Planificación “no es un caso de prisión preventiva, sino que es una persona desaforada y ordenada su detención en un expediente donde no había sido llamado a indagatoria”.

Es un escándalo de magnitud mundial”, afirmó Rusconi en diálogo con Cynthia García. “En algún momento vamos a tener que explicar con mucha vergüenza cómo dejamos que esto suceda en Argentina”, se quejó.

“Argentina fue un modelo de respeto a las garantías; ahora hay una doctrina que dice que uno puede ser detenido en prisión preventiva cuando detenta un poder residual propio de la oposición y puede ser detenido, porque existe la chance de que se obstaculice la investigación”, aseguró Rusconi. “¿Y qué pasa con los que tienen el poder real?”, se preguntó. “¿Van a detener a todos los que tengan una denuncia? Supongo que si tiene el poder residual, puede obstaculizar más el que tiene el poder real”.

Al definir esta doble vara que tienen algunos jueces con oficialistas y opositores, Rusconi dijo: “Como son pusilánimes con el poder de turno, no van a avanzar con los funcionarios actuales. Es vergonzoso lo que está pasando”.

El abogado de Julio De Vido también criticó a Elisa Carrió, porque “festeja las detenciones de personas que ni siquiera fueron llamados a indagatoria”.

Pasó en Caput. #LaGarcíaRadio (lun a vie 13hs).