El intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, contó que en su municipio “solamente en el sector adherido a la Unión Industrial se perdieron más de 3500 puestos de trabajo“, cerraron 400 comercios en lo que va de 2017 y aumentó la solicitud espontánea de comida. “Hay algunos que no llegan a poner el pan arriba de la mesa”, señaló.

Nos ha aumentado un 26 por ciento la solicitud espontánea de comida. Esto no es la solicitud que hacen las organizaciones sociales, es ese vecino que nunca concurre al estado si no es pagar sus impuestos, y que está acercándose al municipio a solicitar ayuda directa“, afirmó en diálogo con Mal Aconsejados.

Si bien Menéndez consideró que “el diagnóstico es complejo, el pronostico difícil, y el tratamiento complicadísimo con las recetas que viene aplicando el gobierno nacional“, señaló que “hay una esperanza luego del resultado de las últimas elecciones, donde casi el 70 por ciento de los habitantes de la provincia de Buenos Aires eligió ideas de la oposición”.

Sobre el futuro del peronismo, destacó que hay “intendentes con experiencia como Martín Insaurralde, Patricio Mussi y Verónica Magario”, además de “liderazgos nuevos como Leonardo Nardini, Ariel Sujarchuk, Walter Festa, Mariano Cascallares y Juan Zabaleta”.

El miércoles por la mañana, Menéndez participó de un acto por los 30 años del triunfo de Antonio Cafiero en la provincia de Buenos Aires, donde también hubo intendentes como Verónica Magario, Fernando Gray, Walter Festa, Ariel Sujarchuk, Alberto Descalzo; figuras del kirchnerismo puro, como Oscar Parrilli, Eduardo “Wado” de Pedro y Mayra Mendoza; y los massistas Julio Zamora -intendente de Tigre- y Sebastián Galmarini.

Pasó en Caput. #MalAconsejados (Mie a las 15.30)